¿Cómo es la comunicación en tus relaciones?



Uno de los pilares más importantes en una relación es la comunicación. Siempre he dicho que muchas parejas se ahorrarían muchos problemas si tan solo aprendieran a comunicarse mejor. La comunicación no sólo se trata de poder expresar lo que sientes y piensas, sino también de saber escuchar lo que el otro siente y piensa. Comunicar ayuda a que una relación se vuelva más íntima, y también a que aumente la confianza en la pareja.


Recordemos también que, si bien las palabras forman parte de la comunicación, también está la comunicación no verbal. Todos nuestros gestos y nuestras acciones comunican algo, por lo que es muy importante que haya coherencia entre lo que le decimos a nuestra pareja y nuestras acciones. De nada sirve decirle a mi pareja que lo amo, si mis acciones no dicen lo mismo.


Con este artículo quiero invitarte a que analices cómo se encuentra la comunicación en tu relación. Para esto quiero compartirte los cinco niveles que presenta John Powell en su libro ¿Por qué temo decirte quién soy? Empezaré por el nivel de comunicación menos profundo, para llegar hasta el más profundo.


# Nivel 5: la conversación tópica


En este nivel se encuentran las “conversaciones de elevador”, es decir, esas conversaciones cortas y sin deseo real de conversar que tienes con alguien con quien te encuentras en un elevador. Se trata de frases como “¿Cómo estás?” o “Qué loco el clima, ¿verdad?”. El problema es que existen relaciones en las que el único nivel en el que se sienten seguros y cómodos es este. Relaciones en las que este nivel ocupa una gran parte de las conversaciones y por esto mismo se les dificulta crecer en intimidad o confianza y mejorar como pareja.


# Nivel 4: hablar de otros


Este nivel de conversación lo tienen todas las relaciones: se trata de cuando hablamos sobre temas triviales o sobre situaciones de otras personas. Que se tenga este tipo de nivel en las relaciones no hay ningún problema: el problema está cuando este nivel de comunicación se apodera de casi todo lo que se habla. ¿Por qué? Porque se habla de todo, menos de uno mismo. Hablar sólo de otras cosas, y no de uno mismo, te aleja de la intimidad. Si ocurre eso, se habla mucho, pero se comunica poco. Existe una barrera invisible que impide que se profundice la comunicación de la pareja.


# Nivel 3: mis ideas y opiniones


En este nivel ya se empieza a mostrar un poco de uno mismo. Se comparten ideas y opiniones sobre distintos temas. Es un primer paso para darte a conocer con el otro, pero se queda en nuestra parte racional, y no se comparte la parte emocional. También puede causar problemas, ya que muchas veces cambiamos nuestras ideas y opiniones para agradar a los demás, y no mostramos nuestro auténtico yo.


# Nivel 2: mis sentimientos y emociones


En este nivel ya profundizamos respecto de nuestro mundo sentimental, y esto sin duda genera mucha más intimidad, porque compartir con alguien lo que sentimos es compartir nuestro lado más personal. En este nivel nos damos a conocer realmente al otro, nos mostramos vulnerables, lo cual es un riesgo que hay que tomar para generar confianza.


Este nivel no llega a ser una comunicación plena, porque no se obliga o exige al otro a expresar sus emociones, por lo que se vuelve unidireccional. Aunque sucede muchas veces que esto se contagia y, en la medida que uno de los dos se abre y comunica en este nivel, la otra persona también lo hace.


# Nivel 1: comunicación cumbre


En este nivel ya se da una comunicación plena, porque hay reciprocidad a nivel emocional. Aquí se tiene una comunicación más profunda y auténtica. Es importante que en este nivel acepten al otro tal como es: que acepten sus ideas, sus opiniones y sus emociones. No sólo me estoy abriendo a la otra persona: también lo acojo, en su vulnerabilidad. Hay una comunión y una comprensión mutuas, lo cual da pie a amistad genuina, confianza, sinceridad e intimidad.


* * *


Analiza en qué nivel de comunicación te encuentras en tu relación —y esto aplica también para familia y amistades—. También recuerda que son los niveles más profundos los que nos ayudan a crecer como personas y los que hacen que las relaciones mejoren.


Para más consejos, podes comunicarte conmigo en @unapropuestadeamor.